Digitalización de las autoescuelas

autoescuela digital

Movilidad inteligente, conducción autónoma, vehículos conectados… La digitalización y las nuevas tecnologías han impactado de forma contundente en el sector de la automoción y para las autoescuelas esto no iba a ser diferente. El elearning o formación online ha llegado al volante y está dejando atrás aquellos días donde obtener el permiso de conducir significaba manuales impresos, bolis y clases rígidas con un horario específico.

En España la oferta formativa está muy atomizada, sin embargo hay empresas con propuestas interesantes que superan las opciones que se tienen a la vuelta de la esquina como es el caso de Onroad. Demuestran que la proximidad física no es determinante para obtener el carnet.

En este artículo vamos a hablar de las diferencias y ventajas entre una autoescuela tradicional y una autoescuela digital.

¿Qué es una autoescuela digital?

Una autoescuela digital puede ser una autoescuela tradicional con una o varias sedes físicas que ha implementado la transformación digital en todos sus procesos y productos. Ha innovado en su modelo de negocio para ser más rentable y competitiva, y en teoría debería ser capaz de sobrevivir sin la formación física.

También puede ser una institución académica orientada a conductores que desde su origen es totalmente digital, con un ADN online y la sede en la nube. Es aquella que se comunica perfectamente a través de las redes sociales y sus alumnos pueden obtener el carnet sin pisar ningún aula física.

Ambas tienen el mismo objetivo: formar a nivel teórico y práctico a los futuros conductores.

autoescuela digital vs autoescuela tradicional

Diferencias entre una autoescuela digital y una autoescuela tradicional

Ubicuidad

La mayor diferencia es la ubicuidad. El alumno puede llevar toda la formación teórica en el bolsillo y adapta su aprendizaje al horario que él desee. Además, puede escribirle al equipo docente cuando lo necesite, obtener una respuesta al instante y repasar sus conocimientos en cualquier momento.

Tiempo

No hay necesidad de desplazamiento al aula para aprender, por tanto, el tiempo de transporte puede ser aplicado para otras tareas de aprendizaje u ocio.
Ventajas de elegir una autoescuela digital

Calidad

El uso de plataformas con tecnologías adecuadas permite que el alumno tenga un papel más activo en su aprendizaje y que los métodos de seguimiento y evaluación sean de mayor calidad y más eficientes.

Ahorro

Obtener el carnet de conducir cuesta entre 700 y 800€. Y según un estudio de FACUA que toma en cuenta todas las Comunidades Autónomas, aprobarlo a la primera tiene una media de coste de 692€.

Elegir una autoescuela digital puede significar un ahorro de dinero. Por ejemplo, este es el teórico más barato de toda España. Todas sus lecciones son interactivas y cuentan con tutores en línea que responden en menos de 24 horas.

Flexibilidad

No solo en el aprendizaje teórico sino en la planificación de las clases prácticas. Como si se tratara de una reserva de Cabify o Uber, una autoescuela digital siempre dispone de prácticas flexibles y a medida a pocos clics. Cuentan con horarios más amplios e incluyen los fines de semana.

Tan bueno como un profesor favorito (o mejor)

Traspasar las barreras geográficas de donde se vive ofrece la oportunidad de conocer profesionales fantásticos a los que les apasiona su principal objetivo: convertir a las personas en su mejor versión al volante y que gracias a esto, obtengan el permiso de conducir.

Comodidad

Se elige el espacio de estudio. Con o sin ruidos, con mucha o menos luz, en el sofá o en la cama. El alumno puede elegir estudiar en pijama desde su habitación o en bañador desde la tumbona en una piscina.

Evaluación

Las autoescuelas digitales desarrollan su propia plataforma que permiten hacer todos los tests de conducir que se quieran. En cada intento se registran los fallos y las respuestas correctas de forma interactiva y se muestra dónde hay que mejorar.

autoescuela teorico mas barato

¿Cómo elegir una autoescuela digital?

En España hay más 8.000 autoescuelas o centros de formación vial acreditados (2019). Sabemos que elegir dónde estudiar es una decisión importante que suele tomarse una vez en la vida. Y que aprender a conducir no resulta igual de fácil para todos.

Estos son los requisitos que para nosotros que debes tomar en cuenta:

Verifica que los instructores tengan el título oficial de la DGT.

Para ejercer funciones como docente en las autoescuelas se debe contar con un certificado de aptitud en formación vial. Esta información probablemente la obtengas desde la web de la autoescuela digital.

Porcentaje de aprobados.

Te servirá para conocer la calidad de la enseñanza de la autoescuela. Es un dato que te facilitan en la primera toma de contacto y que puedes verificar por tu cuenta en la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE).

Lee reseñas.

Facebook, Instagram, Google Business… Una búsqueda rápida permite saber si los alumnos que pasan por un centro de formación están satisfechos con el servicio.

Ve una demostración de la plataforma online.

Concierta una cita online o revisa el canal de Youtube para ver cómo es la plataforma cuando estás registrado. Así podrás conocer cómo se verán las lecciones y tests del teórico.

Precio.

Una de las ventajas de las autoescuelas digitales es que ofrecen el carnet más barato. No suelen cobrar la matrícula y te permiten ahorrar entre un 20% al 30% del precio total comparado con una autoescuela tradicional. En Carmetry te recomendamos comparar al menos tres opciones.

Educación vial a la altura de la generación Z

El futuro de la educación vial es digital. Aunque la generación del Tik Tok y Netflix no ve como una prioridad obtener el permiso de conducir ya que disponen del transporte público, de aplicaciones de carpooling, de VTC, de bicicletas y patinetes que les permiten llegar a los lugares que necesitan y quieren, pero en algún momento de su vida lo necesitarán. Muchas veces el acceso al mercado laboral obliga a disponer del carnet B. Y cuando dan el salto, los jóvenes entre 18 a 29 años, demandan una formación que sea lo más simple y sencilla posible. Y sobre todo, que les ofrezca una experiencia totalmente digital.

En Carmetry queremos ir más allá. Aplicamos nuestra tecnología de inteligencia artificial y el big data analytics a las clases prácticas para obtener patrones de conducción. Queremos que las autoescuelas ofrezcan a sus alumnos un valor añadido a su formación: informes en tiempo real de su índice de conducción, el número de infracciones y otros parámetros como velocidad y el tiempo ralentí. De esta forma, pueden ver su evolución con datos reales y el instructor puede trabajar las debilidades individuales y ofrecer los consejos más acertados para cada caso.

Para nosotros el aprendizaje de una conducción eficiente y segura no finaliza con la obtención del permiso de conducir. Es un proceso continuo que se va enriqueciendo con nuevos conocimientos a lo largo de la vida y que depende en parte de la digitalización.

¿Te ha gustado? ¡Comparte!

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.